Carrito de compras

Diferencias entre senderismo, trekking y caminar

publicado por Frida Gachuz el

¿En qué se diferencian caminar, practicar senderismo o hacer trekking? ¿Se reduce todo a una cuestión de vocabulario o hay diferencias entre estos tres términos? Te lo explicamos.

 

Caminar

Cuando hablamos de “caminar” dentro de un contexto de actividades al aire libre, nos referimos al acto de caminar, a diferencia de otras formas de locomoción como el ciclismo o el esquí. Si vamos un poco más allá, la marcha también es un aspecto importante. Por ejemplo, cuando corremos –al practicar running de asfalto o trail running–, realizamos una actividad distinta a caminar porque correr incluye una fase de suspensión durante la cual los pies no tocan el suelo. Es posible caminar durante horas o días, a nivel del mar o en la montaña, con distancias largas o cortas, sobre un sendero o en un terreno más complejo.

    

Senderismo

El término “senderismo” no se refiere a una forma de desplazarse, sino al proyecto e itinerario de la propia actividad. Es la acción de ir del punto A al B, ya esté lejos o cerca, durante uno o varios días. Hacer senderismo implica un itinerario predefinido y, por tanto, cierto grado de preparación, incluso si la actividad solo dura unas horas. Hacer un pequeño circuito sin alejarse demasiado de casa puede definirse como hacer senderismo, pero también recorrer una cordillera montañosa durante varios días. Independientemente de si pasas poco o mucho tiempo caminando por un sendero, esta actividad tiene muchos beneficios para el cuerpo y la mente. Te contamos cuáles en este artículo.

 

                  

 

Trekking

Por último, el término “trekking” (o “trek”) puede definirse como la acción de hacer senderismo con una duración específica y ciertas características del entorno. Cuando hablamos de trekking, nos referimos a practicar senderismo en la montaña durante varios días. Por tanto, el trekking implica terreno montañoso, un itinerario de varias jornadas, y puede limitarse tanto a hacer un circuito como a atravesar una zona. Aunque la altitud no es un factor determinante, el trekking se suele asociar a la alta montaña. Por ejemplo, se habla de practicar trekking en el Himalaya o en los Andes.

Como ves, hay muchos matices a tener en cuenta. Cada uno de ellos aporta precisión, además de una dimensión única que diferencia las actividades.

 

 

Publicación anterior Publicación nueva